El increíble “suicidio” de una joven maestra: 20 puñaladas, 10 por la espalda y una puerta cerrada por dentro

Minuto Mercedes

Buscamos la verdad y te la contamos 💻📱

Mundo

El increíble “suicidio” de una joven maestra: 20 puñaladas, 10 por la espalda y una puerta cerrada por dentro

La estadounidense Ellen Greenberg estaba a punto de casarse. Vivía desde hacía tres años junto a su futuro esposo Sam, quien llamó a emergencias tras encontrarla en la cocina desangrándose. El caso fue cerrado como un suicido, en el que ella se había acuchillado con ferocidad debido a problemas mentales. Sus padres están convencidos de que fue un homicidio y, después de 11 años de lucha, lograron reabrir el caso

 

 

 

Es una tarde fría en la ciudad de Filadelfia (Pensilvania, Estados Unidos). Se acaba de levantar un viento helado que provoca fantasmagóricos remolinos de nieve por las calles. El colegio donde trabaja la maestra Ellen Greenberg (27) decide que es mejor liberar a los alumnos para que vuelvan a sus casas antes de que la tormenta empeore. Ellen se despide de los suyos, se sube al auto y pasa a cargar nafta antes de volver a su departamento en el barrio de Manayunk, donde vive con su pareja desde hace tres años, Samuel “Sam” Goldberg (28), un productor de televisión que hace trabajos para la NBC y para Golf.com.

Llega a su casa alrededor de las 16. A las 16.45, Sam le anuncia que va a ir un rato a entrenar al gimnasio del edificio (el lujoso complejo se llama Condominio Venice Loft) mientras ella prepara la cena. En esos escasos minutos en los que él está entrenando, Ellen muere bajo una lluvia filosa de navajazos. Veinte veces se hunde el cuchillo en su cuerpo: diez son las heridas que van a la parte trasera de su cabeza; otras diez, se reparten entre su pecho, su estómago y otros lugares de su abdomen.

El arma queda clavada en su corazón. Solo emerge de su ropa el mango de madera. Ellen deja de respirar en el piso de su cocina ese gélido miércoles 26 de enero de 2011. Treinta minutos para morir.

Cuando su novio Sam Goldberg vuelve al sexto piso, entre las 17.15 y 17.30, no puede entrar al departamento. La puerta está cerrada por dentro con el pasador de metal y ella no le responde. Le grita que le abra. La llama por teléfono varias veces. Enojado, le manda mensajes, uno tras otro. Media hora después, al no conseguir respuesta, baja a buscar al guardia de seguridad del edificio, Phil Hanton. El hombre se niega a forzar la puerta, esgrime que no puede hacerlo por políticas de la empresa. Es Sam, entonces, quien la abre con una patada.

Ellen Greenberg junto a su pareja Sam, con quien planificaba casarse en esos días. Ya había enviado el Save the dateEllen Greenberg junto a su pareja Sam, con quien planificaba casarse en esos días. Ya había enviado el Save the date

El escenario es enloquecedor. Ellen está, según él mismo refiere, tirada en el piso en un charco de sangre. La llamada de Sam al 911 queda registrada a las 18.33. Participan de ella la operadora, los bomberos y la policía. El diálogo es el siguiente:

— Sam: ¡Ayuda! Tengo una emerg… necesito uhh… Yo acabo de entrar en mi departamento y mi novia está en el piso con sangre por todos lados

— 911: Cuál es su dirección…

— Sam: 46-0-1 Flat Rock Road. Vengan, ¡necesito ayuda!

— 911;¿: 46-0-1

— Sam: ¡Ahora! Oh no no…

— 911: ¿Es una casa o un departamento?

— Sam: Un departamento

— 911:¿Qué número?

— Sam: Por favor ¡apúrense! por favor…

— 911: ¿De dónde está sangrando ella?

— Sam: Ella… no lo sé, no se lo puedo decir… ella…

— 911: Señor, usted tiene que calmarse para poder ayudar

— Sam: Lo lamento, lo lamento, ella…

— 911: Okey

— Sam: No lo sé. Ahora la estoy mirando. Ella… no lo sé, no puedo ver nada. Ella no… no hay nada roto. Ella está sangrando. Ellie!!!!

El Condominio Venice Loft donde habitaba la parejaEl Condominio Venice Loft donde habitaba la pareja

— 911: ¿Usted no sabe de dónde está saliendo la sangre?

— Sam: De la cabeza pienso. Creo que se golpeó la cabeza, pero…

— 911: ¿Puede haberse caído?

— Sam: Está por todos lados…todos lados

— 911: ¿Usted cree que se cayó?

— Sam: Yeah

— 911: ¿Sabe qué le pasó?

— Sam: Uh, ella puede haberse resbalado. Hay sangre en la mesa…su… su… su cara está un poco azulada.

— 911: Okey, espere que estamos yendo para el rescate. Quédese en la línea.

Filadelfia fire Department (Departamento de Bomberos de Filadelfia) se une a la conversación: —¿Qué es lo que ocurre?

— Sam: Mi.. yo…bajé a entrenar y cuando volví la puerta estaba trabada y mi novia no contestaba y media hora después decidí entrar por la fuerza y la veo ahora en el piso ensangrentada. Ella no está respondiendo.

— FFD: ¿Está respirando?

— Sam: Ella, no puedo…

— FFD: Mire su pecho. Necesito que se calme y mire su pecho

— Sam: Yo no creo que ella lo esté haciendo

— FFD: Señor, escúcheme. Ya estamos yendo. Mire su pecho. ¿Ella está tirada sobre su espalda?

— Sam; Si está de espalda (…)

La puerta que Sam aseguró que estaba trabada desde adentro cuando regresó del gimnasio y que abrió de una patada para entrarLa puerta que Sam aseguró que estaba trabada desde adentro cuando regresó del gimnasio y que abrió de una patada para entrar

— FFD: Okey, mire su pecho y dígame si sube y baja. ¿Sube y baja?

— Sam: No la veo moverse

— FFD: Okey. ¿Sabe hacer CPR?

— Sam: No

— FFD: Okey. Le voy a decir qué hacer. ¿Okey? hasta que lleguemos allí. Quiero que la mantenga…

— Sam: Oh Dios

— FFD: Hola…

— Sam: Yeah, hola, okey

— FFD: ¿Puede hacer CPR conmigo en el teléfono hasta que lleguen?

— Sam: Debería hacerlo, ¿no?

— FFD: okey, póngala estirada de espaldas sobre el piso, libere de ropa su pecho ¿okey? ¿puede romper la remera?

— Sam: Gosh (interjección que en inglés equivale a Dios Mío)

— FFD: Okey, arrodíllese al lado de ella

— Sam: Oh mi Dios… Ellie, por favor

— FFD: Escuche, escuche, no puede enloquecer señor, usted tiene que…

— Sam: Okey estoy tratando… su remera no sale, tiene un cierre

— FFD: Rómpala

— Sam: Oh mi Dios, ella se apuñaló a sí misma

— FFD: ¿Dónde?

— Sam: Ella se cayó sobre un cuchillo… oh no, su cuchillo sobresale

— FFD: Ella… ¿¿qué??

— Sam: Hay un cuchillo que sobresale de su corazón.

— FFD: ¿Ella se acuchilló a sí misma?

— Sam: Yo creo, yo creo… no lo sé, o se cayó sobre él, no lo sé

— FFD: Okey… ¡no lo toque!

— Sam: Okey, yo solo… ¿la dejo aquí ahora? ¿qué tengo que hacer?

— FFD: Okey, ahora no lo puede hacer, si su cuchillo está en su pecho va a ser imposible hacerle CPR en este momento.

(FFD le da intervención a la policía)

— FFD: Estamos en camino. ¿El cuchillo está dentro de ella?

— Sam:…si está qué?

— FFD: Si el cuchillo está dentro de ella

— Sam: Sí, no lo saqué

— FFD: ¿Es en su pecho?

— Sam: Es en su pecho. Eso parece. Pareciera justo en su corazón

— FFD: Alguien está en camino, mantenga la puerta abierta

Sam-Oh mi dios, oh mi dios. Okey, gracias

— FFD: ¿Qué edad tiene ella?

— Sam: 27

— FFD: ¿No ve señales de vida?

— Sam: No

— FFD: Okey. Pellizque debajo de su brazo

— Sam: No no, por favor, ¿qué?

— FFD: Pellizque debajo de su brazo y dígame si responde al dolor

— Sam: … ella no, no..su brazo…sus manos están todavía tibias… no sé lo que significa pero hay sangre por todos lados…

— FFD: (…) el cuchillo que tiene clavado, ¿puede decirme cuán profundo es? ¿puede ver cuánto entró?

— Sam: Parece muy profundo

— FFD: Oh, okey

(…)

— Sam: Me refiero a que parece un cuchillo largo

Otra voz — Señor no toque nada.

— Sam: No estoy tocando nada… No puedo creer esto

— FFD: ¿Así que solo usted estaba con ella?

— Sam: Nosotros, si solo nosotros aquí

— FFD: …y usted dice que ella cerró la puerta…

— Sam: No, no, yo bajé a entrenar y cuando volví estaba cerrado (…) desde dentro, estuve gritando y …

— FFD: ¿Alguien entró por la fuerza a su casa?

— Sam: No,no,no,no (…) yo tuve que romper la cerradura para entrar.

— FFD: 46-01 Flat Rock, es una casa

— Sam: Es un departamento.

— FFD: Ok

— Sam: Oh mi dios, oh mi Dios, okey… gracias, adiós.

Comment here