.: MINUTO MERCEDES :.
  • Home
  • Policiales
  • Un ex senador y tres hermanos detenidos por un divorcio que derivó en un crimen
Policiales

Un ex senador y tres hermanos detenidos por un divorcio que derivó en un crimen

El homicidio de la empresaria Norma Carletti se investigó en un principio como un robo. Pero dio un giro con el arresto de su ex marido, como instigador.

La horrible muerte que sufrió la empresaria mendocina Norma Carleti (59) tiene cada vez más ribetes macabros que no paran de sorprender a los investigadores. La mujer fue asesinada de 55 puñaladas en su casa de Tunuyán, en lo que parecía un intento de robo y que luego derivó en el arresto de su ex marido Leonardo Hisa (58), ex senador de la UCR de Mendoza, acusado de ser instigador del crimen.

En la causa hay otros cuatro detenidos. Uno de ellos, Kevin Guerrero (22), es el más complicado, porque su ADN coincide con restos de piel encontrados en las uñas de la víctima. Al momento del hecho tenía una pulsera magnética que controlaba su prisión domiciliaria. También están implicados sus hermanos Alexis y Ever.Los tres están ligados al ex marido de Carleti porque su padre, Juan Carlos Guerrero, era empleado de Hisa. El otro apresado es Alexander Jira (27), quien en su Facebook escribió tras el crimen: “No quise hacerlo, pero son gajes del oficio”. Luego borró el mensaje.

En las últimas horas, hubo un intento de profanar la tumba de Norma. En la madrugada de este jueves, dos encapuchados ingresaron al cementerio, ubicado en calle La Argentina. Rompieron la faja de seguridad, en un nicho municipal, e intentaron sacar el cajón con el cuerpo, pero el sereno del lugar lo evitó.

La Justicia decidió tomar medidas de protección: el nicho fue sellado con cemento y también precintaron el mausoleo de la pareja Carleti-Hisa en el mismo cementerio, aunque no estaba allí el féretro de la mujer.

Un dato inquieta a la familia. “La misma mañana en la que muere mi hermana, a las 6.30 Leonardo Hisa –su ex marido- fue con el padre de los detenidos a limpiar el mausoleo que tenía con mi hermana. Ellos ya estaban separados desde hacía un año y nadie había decidido dónde íbamos a sepultarla”, contó Rosana Carleti, hermana de Norma.

Con el ADN de Kevin Guerrero, los investigadores ubican al joven en la escena del crimen y creen que es uno de los autores de las 55 puñaladas que recibió la mujer en su casa, en la madrugada del 5 de marzo.

Ahora resta saber cuál fue el móvil del homicidio: “No hubo robo y tampoco existe una posible venganza de estos jóvenes a mi hermana porque ella no tenía trato con los Guerrero”, aseguró Rosana Carleti.

Para la familia de la víctima, todas las pistas conducen al ex marido. Y sus sospechas tomaron impulso con la detención de Hisa, acusado de ser “autor intelectual del homicidio, agravado por el vínculo”, lo que podría significar una pena a prisión perpetua.

La familia de Norma es propietaria de la principal industria productora y exportadora de cerezas de Mendoza. Ella, además, tenía varias propiedades a su nombre.

El crimen ocurrió en Tunuyán, a 90 kilómetros de la capital mendocina. Con los rastros que dejaron los asesinos, el fiscal Adrián Frick pidió detener a cuatro jóvenes por “homicidio agravado por ensañamiento”. Creen que huyeron de la escena del homicidio en un Fiat 600 que luego apareció quemado.

“Nunca hubo robo, fueron a matarla”, dijo el abogado querellante Federico Ábalos. Una pericia telefónica sería la prueba más firme contra el ex marido: se constató una llamada entre Hisa y uno de los hermanos Guerrero. “El llamado se produjo tres horas antes del homicidio, a las 21.04 del domingo”, según los investigadores.

El abogado de la familia Carleti indicó que “existen filmaciones, entrecruzamientos de llamadas, gente que los ha visto bajarse del vehículo y que los identificó, además de ropa manchada y huellas en el lugar del crimen que comprometen a los detenidos”.

La hermana de la víctima reiteró la sospecha de la familia hacia el ex marido: “Fue una relación tortuosa de muchos años. El temor a ser asesinada y la palabra muerte siempre rondó en su cabeza”. Recordó que su hermana recibía mensajes amenazantes de Hisa, entre ellos uno que decía: “Te voy a matar y luego me voy a matar”.

Un mes antes de morir, Norma reforzó con tres seguros la puerta de su habitación, averiguó para instalar cámaras de vigilancia en su casa y dijo que quería mudarse a la capital, por miedo a que le ocurriera algo.

Ábalos señaló que Carleti tenía “gravísimos problemas en su divorcio”. Descubrió que su marido la había estafado con la inmobiliaria y los campos que tenían en común y contó que, el viernes previo al crimen, ella se había reunido con sus abogados para avanzar en “denuncias judiciales por violencia de género y violencia económica contra su ex”.

Hisa asegura ser inocente y que sólo le preocupa el daño que esta acusación puede causarle al hijo que tuvo con la empresaria, hoy de 22 años y dirigente estudiantil.

Related posts

Violento asalto en barrio Itatí: Joven discapacitado debió ser internado tras feroz golpiza

Rafael Escalante

Una joven mató a sus dos hijos de 7 meses y 3 años e intentó suicidarse

Policías y gendarmes desbarataron un centro de venta de narcomenudeo en Bella Vista

Login

X

Register